Cooperación al desarrollo

El desarrollo de este tipo de programas tiene importancia, tanto por los resultados positivos que tienen el desarrollo de las poblaciones de países y/o zonas empobrecidas, como por su contribución a la creación de lazos de compromiso y solidaridad entre ellos.

La acción humanitaria y de emergencia actúa en contextos de crisis graves donde existe una carencia total de protección a nivel de los derechos más fundamentales, como la vida, la alimentación, la salud y la seguridad; generando esta crisis unas necesidades que deben ser atendidas de forma asistencial inmediata y además con protección legal enunciada en el Derecho Humanitario Internacional.

Las acciones de ayuda estarán encaminadas a:

Ayuda humanitaria de emergencia:

  • La ayuda inmediata respecto de una situación de desastre motivada por catástrofes naturales o conflictos armados, que con el fin de salvar vidas humanas provee a la población de bienes y servicios esenciales para su supervivencia inmediata: atención sanitaria, refugio y alimentación. Acción humanitaria:

  • Conjunto de acciones de ayuda a las víctimas de desastres, o a poblaciones en situación de vulnerabilidad extrema, orientadas a garantizar su subsistencia, proteger sus derechos, defender su dignidad y sentar las bases de su posterior desarrollo. Asimismo, la rehabilitación y reconstrucción de las infraestructuras físicas, económicas y sociales, y la prevención y reducción de la situación de vulnerabilidad de comunidades y poblaciones víctimas de desastres del tipo que fuere.

  • La ayuda alimentaria y sanitaria, la asistencia a refugiados y desplazados internos por motivo de conflictos armados o de guerras, y también de catástrofes naturales cuando su situación se prolonga en el tiempo, la prevención de desastres, la denuncia de violaciones de los derechos humanos asociada habitualmente a estos colectivos, y los proyectos de defensa de los mismos.